No esperes hasta que sea demasiado tarde. Adelántate a lo inevitable y soluciona tus problemas en vez de evitarlos.

ajedrezDerechos de foto de Adobe Stock

  • No esperes a que un cliente se queje cuando ya sabes lo que está fallando.
  • No retrases un cambio en tu modelo de negocio si el actual no te funciona.
  • No evitas la charla con un socio, trabajador o compañero cuando hay algo que te molesta.
  • No esperes al próximo paso de tu competencia. Hazlo tú antes.

Ser proactivo te permite encontrar una solución para un problema. Ignorarlo hará que peta. Tarde o temprano. Es inevitable.

Comments are closed.