No me entiendas mal. Ser pequeño no tiene absolutamente nada malo. De hecho mis negocios nunca han pasado del estatus de micropyme ya que ninguno de ellos ha crecido lo suficiente como para convertirse en algo más grande. Aprecio mucho la flexibilidad que tienes como empresa pequeña. Esta agilidad la pierdes típicamente con mayor tamaño.

tomar en serioDerechos de foto de Adobe Stock

Hasta aquí todo bien. Luego hay cosas que no van tan bien cuando eres pequeño. Y ahora mismo no te estoy hablando de inercia ni nada por el estilo. Se trata de una cosa mucho más sencilla: que te tomen en serio.

Entonces. ¿Cómo puedo compensarlo?

Aquí van un par de consejos rápidos.

  1. No contactes tú directamente como gerente de la empresa. Si eres el único en tu “equipo” di que llamas de parte de la empresa x. En negocios más establecidos este tipo de tareas no las realiza directamente el gerente.
  2. Elige mercado donde eres el más grande. “Somos la tienda online más grande de La Rioja”. Eso podría ser un ejemplo. Somos el negocio con mayor crecimiento de Murcia. Al final según como cortes siempre eres el mejor/ más grande/ más bonito en algo. No tengas miedo en venderte.
  3. Sé optimista. Sin mentir, está claro. Sabemos que los planes nunca salen pero menciona tus cifras previstas de crecimiento y facturación. No deben verte únicamente como lo que eres ahora sino el potencial que tienes dentro de ti.

Cuando quieres trabajar con una empresa grande, siendo pequeño no te van a dedicar mucho tiempo ya que no creen que puedan ganar mucho dinero contigo. Siempre hay excepciones como cuando p.ej. desarrollas una nueva tecnología que únicamente tú posees, etc. Pero son tal como lo dice el término. Excepciones. La regla es la de no tomarte en serio.

Así que a partir de ahora ya sabes cómo venderte mejor para que vean en ti el potencial que tú ya sabes que tienes… ;)

Es cierto. La gente te compra si eres más barato. Pero si lo piensas tarde o temprano acabas compitiendo con Amazon. Creo que no es tan buena idea.

pensarDerechos de foto de Adobe Stock

Por lo tanto mola mucho más ser diferente. Es lo que más me gusta a la hora de montar un negocio. Te presento tres ideas que igual todavía no se te habían ocurrido.

Envío y transporte

Hoy mismo he hablado con un amigo que me comentó de una empresa que se habían hecho un hueco gracias a haber encontrado mejores soluciones de envío. Tanto para productos muy pesados, frágiles o voluminosos el transporte puede suponer un reto o ser directamente imposible. Igual encuentras una forma en solucionar este tema en nichos donde todavía no se ha encontrado. Te daré una pista. Esta persona se movía en el sector de las manualidades y tenía como clientes sobre todo profesores de colegio.

Packs de productos

Una forma muy sencilla para diferenciarse en nichos de mucha competencia es crear packs que todavía no existen. Sobre todo para la venta en marketplaces esta forma de venta conjunta es ideal. Es algo que estoy practicando con éxito en Amazon e Ebay por lo que te puedo confirmar que funciona. Aquí explico cómo tú también puedes hacerlo.

Añadir un poco de Star Wars

Esto te puede parecer un poco friki pero justo de eso se trata. Star Wars en realidad es únicamente un ejemplo. Se trata de sacar provecho de forma legal de la fuerza existente de una marca potente que todo el mundo conoce y que tiene un gran número de seguidores. Es cómo sentarse en el hombro de un gigante para aparentar más grande de lo que eres. Las calidades positivas reflejarán en ti para ayudarte a vender tus productos o servicios.

No te obsesiones con vender. No es la forma de enfoque adecuada. O eso por lo menos es lo que he podido averiguar en los últimos 10 años. Céntrate en crear experiencias positivas con tu audiencia. El resto llegará. Paciencia… ;)

No te cuento nada nuevo. ¿Correcto? Pero te digo una cosa. ¿Cuántas veces te ahorras el dinero y/o el esfuerzo para optar por la vía más rápida? No me respondas todavía. Te digo lo que yo he hecho prácticamente toda mi vida empresarial.

invertir dineroDerechos de foto de Adobe Stock

Sí, lo has adivinado bien. Siempre que he podido ahorrarme el dinero, he ido la vía supuestamente menos costosa. Por lo menos a corto plazo.

Te digo una cosa. Me estaba equivocando.

  • Para saber si tu producto se vende con publicidad tienes que invertir un presupuesto.
  • Para saber si un producto tiene potencial de venta tienes que tener stock.
  • Para saber si una herramienta de marketing (de pago) te genera ventas, tienes que probarla.

No hay nada asegurado. Incluso si existen experiencias accesibles positivas no significa que te funcione igual a ti.

Para ganar a medio y largo plazo hay que estar dispuesto a perder algo de dinero. Todavía me cuesta pero se me da cada vez mejor aceptar el hecho que te tienes que gastar a veces 200 euros que no te generan un beneficio inmediato por el simple hecho de recaudar datos. Se llama coste de aprendizaje y es necesario. O eso es por lo menos es mi conclusión de los últimos 12 meses. No es un gasto, es más bien una inversión.

 

 

Nada más aterrizado, dejé a los míos en casa para pasarme un rato por la oficina. Luego ves el curro que se ha pegado tu equipo y te entra una mala conciencia del copón por no haber remado junto a ellos los últimos días de Navidades y Reyes. Esto no hará que la próxima vez sea más fácil dejar la oficina atrás durante un par de días pero la familia necesitaba un respiro y al final nos ha venido bien a todos.

campoDerechos de foto de Adobe Stock

Llega un año lleno de cambios (nada nuevo por lo tanto)

Este año cómo todos los demás será diferente del resto. Habrá cambios. Grandes y pequeños. Algunos serán para bien otros esperemos que para mejor. Nadie es perfecto y yo menos por lo que seguramente no acertaré en todo. Sería peor no tomar decisiones difíciles porque en un momento dado pierdes el control sobre la misma y terceros van a tomarla por ti.

Una de las decisiones más importantes que tengo que tomar afecta simplemente la distribución de mi tiempo. Al final no puedes llegar a todo por lo que lo primero es reducir y/o eliminar actividades que a largo plazo no te podrán aportar los resultados esperados.

Crecimiento vertical durante el 2017

Mi objetivo principal es poder sacar más tiempo para mi proyecto de coleccionismo. Ha nacido como experimento y se ha convertido en un negocio. Todavía no me ha generado beneficios. Básicamente ha facturado lo que me he gastado pero le veo potencial de crecimiento importante. Durante el 2017 había crecido sobre todo de forma vertical.

Esto tiene la gran ventaja que puede especializarte en un campo. Lo conoces en detalle. Vas detectando oportunidades, conoces los bestsellers, sabes dónde comprar a mejor precio, etc. Esta forma de expandir el negocio ha ido bien pero me temo que hay un techo y no está muy lejos. Me estoy moviendo en un nicho de coleccionismo muy específico y no hay un público infinito para el mismo. Esto básicamente me ha hecho moverme en horizontal hacia otros segmentos para explorar nuevos nichos y oportunidades.

Crecimiento horizontal para el 2018

Si creces de forma horizontal tienes que dar un salto de lado de tu campo y explorar el próximo. Es cómo pasar de fabricar coches para también producir motos. Te sigues moviendo en el sector de vehículos motorizados pero aun así es algo nuevo.

Lo mismo me ocurre en el proyecto de coleccionismo. La gente colecciona muchas cosas, por lo que aumentar la oferta me permite llegar a más personas y con un poco de suerte crecer. Quiero multiplicar facturación por 3 por lo que se requiere una expansión importante para lograr un objetivo tan ambicioso.

Uno de los grandes retos de este tipo de crecimiento es que necesitas invertir. En mi caso en producto. Tras haber realizado una gran apuesta en 2017 vuelvo a hacerlo en 2018 con la esperanza de recuperar inversión otra vez durante Navidades y Reyes.

El próximo reto será desarrollar el negocio a nivel europeo. En el 2017 he estado muy centrado en el mercado español a pesar de que la actividad en Amazon e Ebay ya me ha permitido realizar ventas a todo el mundo. Empezar esta vía después de menos de 12 meses de proyecto es un riesgo. Pero hay que probarlo, sino nunca sabremos si podría salir bien. Por lo que como siempre…

Stay tuned.

 

Nada más aterrizado, dejé a los míos en casa para pasarme un rato por la oficina. Luego ves el curro que se ha pegado tu equipo y te entra una mala conciencia del copón por no haber remado junto a ellos los últimos días de Navidades y Reyes. Esto no hará que la próxima vez sea más fácil dejar la oficina atrás durante un par de días pero la familia necesitaba un respiro y al final nos ha venido bien a todos.

campoDerechos de foto de Adobe Stock

Llega un año lleno de cambios (nada nuevo por lo tanto)

Este año cómo todos los demás será diferente del resto. Habrá cambios. Grandes y pequeños. Algunos serán para bien otros esperemos que para mejor. Nadie es perfecto y yo menos por lo que seguramente no acertaré en todo. Sería peor no tomar decisiones difíciles porque en un momento dado pierdes el control sobre la misma y terceros van a tomarla por ti.

Una de las decisiones más importantes que tengo que tomar afecta simplemente la distribución de mi tiempo. Al final no puedes llegar a todo por lo que lo primero es reducir y/o eliminar actividades que a largo plazo no te podrán aportar los resultados esperados.

Crecimiento vertical durante el 2017

Mi objetivo principal es poder sacar más tiempo para mi proyecto de coleccionismo. Ha nacido como experimento y se ha convertido en un negocio. Todavía no me ha generado beneficios. Básicamente ha facturado lo que me he gastado pero le veo potencial de crecimiento importante. Durante el 2017 había crecido sobre todo de forma vertical.

Esto tiene la gran ventaja que puede especializarte en un campo. Lo conoces en detalle. Vas detectando oportunidades, conoces los bestsellers, sabes dónde comprar a mejor precio, etc. Esta forma de expandir el negocio ha ido bien pero me temo que hay un techo y no está muy lejos. Me estoy moviendo en un nicho de coleccionismo muy específico y no hay un público infinito para el mismo. Esto básicamente me ha hecho moverme en horizontal hacia otros segmentos para explorar nuevos nichos y oportunidades.

Crecimiento horizontal para el 2018

Si creces de forma horizontal tienes que dar un salto de lado de tu campo y explorar el próximo. Es cómo pasar de fabricar coches para también producir motos. Te sigues moviendo en el sector de vehículos motorizados pero aun así es algo nuevo.

Lo mismo me ocurre en el proyecto de coleccionismo. La gente colecciona muchas cosas, por lo que aumentar la oferta me permite llegar a más personas y con un poco de suerte crecer. Quiero multiplicar facturación por 3 por lo que se requiere una expansión importante para lograr un objetivo tan ambicioso.

Uno de los grandes retos de este tipo de crecimiento es que necesitas invertir. En mi caso en producto. Tras haber realizado una gran apuesta en 2017 vuelvo a hacerlo en 2018 con la esperanza de recuperar inversión otra vez durante Navidades y Reyes.

El próximo reto será desarrollar el negocio a nivel europeo. En el 2017 he estado muy centrado en el mercado español a pesar de que la actividad en Amazon e Ebay ya me ha permitido realizar ventas a todo el mundo. Empezar esta vía después de menos de 12 meses de proyecto es un riesgo. Pero hay que probarlo, sino nunca sabremos si podría salir bien. Por lo que como siempre…

Stay tuned.