Si te interesan los embudos de conversión, eres de aquellos que son conscientes que se requieren varios puntos de contacto para pasar de una primera interacción a cliente. Es la teoría de los puntos de contacto positivos.

embudo conversiónDerechos de foto de Adobe Stock

Los que siguen los contenidos sobre Facebook Ads ya saben que mi embudo de conversión tiene 4 fases. Esto quiero que tengas claro no es una ciencia exacta. Según tu producto, sector, recorrido, experiencia lo que sea puedes llegar a tener una o 23 fases. Las 4 que aplico yo se pueden adaptar bien a muchos sectores y negocios. No a todos, está claro.

Un embudo de conversión requiere una cosa importante. Obtener nuevos contactos de forma continúa. Si en un momento dado paran de entrar personas nuevas, las ventas disminuirán hasta el punto donde pueden llegar a ceder completamente. ¿Lógico no?

Mi embudo de conversión para Facebook Ads

Mi embudo de conversión para Facebook Ads

Generar primeros puntos de contacto con desconocidos (parte 1)

En esta fase queremos generar interacciones a tráfico frío. Haremos uso de una segmentación con estas tres tácticas avanzadas hacia audiencias donde excluimos aquellos que ya han generado interacciones en los últimos 30 días.

Generaremos 5 audiencias diferentes para mantener en paralelo 5 publicaciones promocionadas. De esta forma podemos comparar y averiguar el público objetivo ideal y la segmentación que requiere. Cada publicación recibe un presupuesto bajo de 1-2 euros al día. La métrica que controlamos es la del coste por interacción. Según el proyecto no debe superar los 3-10 céntimos. En cuanto los supera, lanzamos una campaña de interacción nueva.

Generación de tráfico con campañas de clics (parte 2)

Un embudo consiste en activar los contactos iniciados. Por lo tanto pasamos de tráfico frío a un nivel templado. Ahora hacemos campañas de tráfico con el objetivo de generar visitas. Por lo tanto la métrica que importa ahora es la de Coste por Clic (CPC). Según el nicho buscamos estar entre 7-25 céntimos por visita. Mantenemos 5 campañas de 5 euros en paralelo cada una. Este tipo de campañas tienen una duración media de 7-10 días. Cuando superan nuestro CPC establecido hay que renovar. A nivel de segmentación utilizamos audiencias que hayan interaccionado con nuestras publicaciones en la primera fase.

Captación de leads con campañas de conversión (parte 3)

Ahora ya damos el próximo paso. Somos más valientes y pedimos lo más valioso que una persona digital puede llegar a tener: su correo electrónico. Es un tema delicado ya que casi todo el mundo relaciona con ello algo negativo: spam. Es por ello que no damos el paso hasta ahora.

La métrica que medimos es la de coste por contacto o Coste por Lead (CPL). Según el sector nos podemos estar moviendo entre 1-10 euros. Es más recomendable hacer campañas de conversión si tu audiencia requiere un nivel de activación más elevado. Si ya te relacionan con el algo pueden llegar a funcionar también muy bien los Lead Ads que suelen generar conversión a bajo coste pero muchas veces no son de muy alta calidad. Estos contactos generan ventas sobre todos a través de campañas de e-mail marketing.

De este tipo de campañas tenemos 2-3 activas en paralelo con un gasto de 5 euros por día y campaña. La segmentación es retargeting de los últimos 30 días y/o fans de la página. Suelo ir alternando entre esto dos.

Cierre de la venta con campañas de catálogo (parte 4)

Ha llegado el momento. Damos el paso definitivo. Queremos cerrar la venta. Para ellos haremos campañas dinámicas de catálogo. A nivel de segmentación queremos llegar a personas que ya han añadido algo al carrito excluyendo todos aquellos que hayan comprado.

Lo bueno de este tipo de campaña es que no requiere creación de banners ya que trabajamos con campañas de catálogo y el usuario ve la foto del producto que ha visto en su última visita a nuestra tienda. Invertimos mínimo 5 euros al día.

Si has hecho la suma verás que en suma este embudo requiere una inversión mínima de aproximadamente 1.500 euros al mes. Para algunas temáticas puede que incluso nos quedamos cortos. Y esto es únicamente la cifra para empezar a poner la cosa en marcha. Una vez que lo hayas optimizado y le estés sacando beneficio la idea es hacerlo escalar hacia más lógicamente. Mientras que ganemos dinero, podemos ir multiplicando la inversión.

Si tu negocio apuesta únicamente por el canal de Facebook Ads la cantidad mínima descrita en este post es la que tendrás que gastarte por lo menos. Otra cosa es que tienes la suerte de haber encontrado un producto como el que describo en este post reciente donde con mucho menos inversión puedes lograr beneficios. Los milagros por desgracia no existen. En Facebook Ads tampoco. Si quieres ganar dinero, tienes que invertir dinero, no hay más. En otro caso ya os iré contando. Por lo tanto…

Stay tuned. ;)