Nunca me ha preocupado demasiado el dinero. Ahora con tres peques me preocupa más lo de no tenerlo. Cada fin de mes me sorprendo de nuevo con lo que gastamos con familia para mantener el nivel de vida que tenemos. Tampoco tenemos grandes lujos pero al final todos los supuestamente pequeños gastos suman.

consejos financierosDerechos de foto de Adobe Stock

Hace un par de años el libro “Padre rico, padre pobre” me cambió un poco la vida. Este libro sobre finanzas personales no te cuenta muchas cosas que sean absolutamente nuevas. En realidad son conceptos básicos de sentido común. Lo bueno fue que de alguna forma logré pasar de información a acción.

No te gastes el dinero en tonterías

Lo que tenía claro hace años es que necesitaba pensar en el tema de la pensión. Como emprendedor nadie me pagará una pensión por lo que tengo que encargarme yo de este asunto. Ya he empezado a invertir en mi futuro pero hoy no hablaré sobre mí. Esto serían mis consejos sobre finanzas personales para emprendedores.

Cuando digo “tonterías” me refiero sobre todo a caprichos. No te compres un coche nuevo, no “inviertas” en tu propio piso estudio tipo loft. Todo lo que no te genere un flujo de caja positivo a cambio es una carga financiera. Significa que mes a mes tienes que tener más dinero a tu disposición por el simple hecho de cubrir tus gastos mensuales.

Todo el dinero que gastas inútilmente al final te falta para soportar tus proyectos.

Invierte en activos que te generan ingresos pasivos

Sobre todo tu propio negocio. Es importante que no corras el riesgo de arruinarte con la primera idea que lanzas. Es muy probable que vayas a fallar por lo que no deberías haberte endeudado hasta las cejas para ejecutar la idea que tuviste. Haz las cosas con cabeza y sobre todo con colchón. Pensando en el largo plazo la mejor inversión a largo plazo son fondos indexados que tienen el coste más bajo y baten a largo plazo la gran mayoría de fondos gestionados.

Si quieres ya complicarte un poco más la vida puedes invertir en inmuebles para alquilarlos. Eso figura bajo el concepto de pasivo cuando en realidad requiere algo de atención y tiempo cada mes que le tienes que dedicar.

Lo más importante. Tu negocio a corto plazo sin contar con inversión ajena tiene que generarte un flujo mínimo de dinero. Este tiene que cubrir tus gastos mensuales. Todo lo que sobra lo debes reinvertir siempre que quieras crecer.

Porque ya sabes, para ganar dinero, tienes que invertir dinero. Si después todavía te sobra algo de dinero deberías añadir una parte al colchón de imprevistos, otro para inversiones a largo plazo y el resto para “caprichos”. O así lo haría yo… ;)

Ahorran tiempo a la hora de tener que elegir la ropa. Según estudios científicos nada más podemos tomar una cantidad limitada de decisiones cada día. Por lo tanto la falta de elección les evita tener que gastar su saldo.

rutinasDerechos de foto de Adobe Stock

En los negocios las decisiones que tomas día tras día deciden sombre el rumbo del proyecto. Para bien y para mal. En ocasiones el proceso es evitable siempre que tengas rutinas implementadas.

Es simple porque es tiempo que te ahorras.

Al final está claro que no quieres ser un simple robot ni que tu equipo funcione de esa forma. No es la idea. Tiene que haber espacio para la creatividad. La capacidad de generar ideas no depende del grado de caos que seas capaz de generar sino más bien lo contrario. Cuando menos estresado y agobiado esté una persona, mayor capacidad de generar ideas tiene. No lo digo yo sino la ciencia. Por lo tanto.

Añade rutinas para reducir el número de decisiones que hay que tomar a diario. Genera un ambiente donde se trabaja con un nivel de estrés bajo. Recibirás ideas y avances en tu negocio a cambio. O eso es lo que estoy viendo yo en los míos… :)

Empecemos por lo primero. ¿Dónde consigues el producto? Muchos buscan en China y para ser más concreto en Alibaba. Aliexpress también es una opción pero el coste es mucho más elevado. Alibaba está orientado para compras un pelín más grandes.

vender producto chinoDerechos de foto de Adobe Stock

¿Por qué la gran mayoría compra en China? La respuesta es fácil. Una vez que hayas dado con el proveedor adecuado la calidad suele ser bastante buena. Según el tipo del producto los márgenes pueden ser bastante elevados. Pero veamos antes punto a punto todo aquello que reduce este margen. Si no controlas bien todos estos costes puedes sin darte cuenta estar perdiendo dinero vendiendo.

  • Coste del producto. Esto es fácil.
  • Coste de envío. Sueles tenerlo sobre todo cuando compras más de una unidad. Típicamente se envía según tamaño del paquete y urgencia por vía aérea o marítima. Esta última opción es un pelín menos costosa.
  • Costes de aduanas. No es mi campo de especialización pero te puedo decir por experiencia que el coste de compra se puede multiplicar por 2 o 3 si no lo has planificado bien. En este post te explican el cálculo en detalle.
  • Costes de packaging. Muchos productos de China vienen en una bolsa de plástico a una caja sin personalización. Para tener un producto “guapo” deberías invertir en un packaging que añade valor percibido a tu oferta. Tengo productos donde el packaging cuesta más que el producto.
  • Costes de envío a Amazon. Te recomiendo ya que estamos hacer uso de la logística de Amazon. En mi caso el impacto de Prime ha sido considerable y ha ayudado sin duda a lograr más ventas.
  • Coste de embalaje. Como poco tienes que invertir en la caja. Adicionalmente según el tipo de producto viene bien material adicional. En algunos casos Amazon incluso te exige protección adicional cuando les envías cierto tipo de mercancía frágil.
  • Coste de valoraciones. Sin compras, no vas a lograr posicionar nunca tu producto. Lo que prácticamente todo el mundo hace es regalar muestras a cambio de valoraciones. Amazon se ha puesto más estricto con el tema pero se sigue haciendo igual. Aquí te dejo más pistas para posicionar en el buscador de Amazon.
  • Comisión de venta. Un 15% suele cobrar Amazon en la gran mayoría de los productos. Para algunas pocas categorías un poco menos.
  • Comisión de gestión logística. Cómo poco te van a cobrar 2 euros por realizar el envío. Si se trata de productos de mayor tamaño y/o peso este puede aumentar bastante. En mi caso asciende a hasta 10 euros para algunos productos.
  • Inversión en Amazon Ads. Para aumentar ventas de un producto que tiene valoraciones (positivas) conviene invertir algo de dinero en Amazon Ads.

Antes de empezar a moverte, abre una hoja de cálculo. Haz bien tus números. Si todavía te sale rentable, adelante. Ya me irás contando… ;)

Buena pregunta, digo yo. Esto es un buen ejemplo de pregunta precisa que me suelen hacer lectores de este blog o clientes de mi agencia Beguerrilla de forma frecuente. A pesar de su precisión, la posible es más que imprecisa porque es un poco lo de siempre. Depende…

tráfico Facebook AdsDerechos de foto de Adobe Stock

Factores sorprendentes que influyen en el tráfico de Facebook Ads

Sí, es cierto. Depende de muchos factores. Muchísimos incluso diría y no estoy seguro si los conozco ya todos. Para que te hagas una idea. A continuación te doy 2 ejemplos que son relevantes que probablemente no se te hayan pasado todavía por la cabeza:

  • El tiempo. ¿Curioso, no? Cuando mejor tiempo hace menos personas están atentas de las ofertas comerciales que puedan salirle en Facebook.
  • El día del mes. A partir de mitad de mes el dinero se va acabando. Por lo tanto la gente pincha menos en anuncios porque ya sabe que no tiene todavía dinero para gastar.

Ni el tiempo lo puedes manipular ni tampoco parar. Por lo tanto tienes que tener una cosa clara. No vas a poder controlarlo nunca todo.

Volviendo a la respuesta inicial. Depende. Vale, pero… ¿Depende de qué exactamente?

Factores que puedes controlar que tienen impacto en las visitas

Los que siguen con frecuencia este blog o en especial los posts sobre los Facebook Ads ya lo tienen claro. Hay una serie de factores que influyen en la cantidad de clics de los anuncios.

Color de fondo del anuncio

Uno de los factores esenciales es el color de fondo de los anuncios. Muchos confían en el naranja o en el verde. Al final en realidad se trata de tener un buen contraste con el fondo de Facebook. En este post te doy algunas pistas más detalladas.

Cantidad de texto en el banner

Algo con lo que voy Facebook sigue tocando las narices es el tema del texto en los banners. Supuestamente ese famoso 20% ya no existe pero si te pasas verás una advertencia de alcance limitado antes de lanzar el anuncio. En ocasiones incluso no te lo acaban de aprobar.

Segmentación detallada con los intereses adecuados

Cuando más afín el anuncio para tu audiencia, más probable es que hagan clic. En este caso la segmentación adecuada es la clave. Yo suelo trabajar con los “círculos mágicos” que me ayuda estructurar de manera sencilla los intereses para llegar de forma más precisa a la audiencia.

Presupuesto diario y total

Cuando más te gastas, más clics tendrás. Pero esto es al final un poco como disparar a todo lo que se mueve. No tiene mucho sentido gastar por gastar porque esto es hacer uso de recursos de forma ineficiente. Tiene mucho más sentido buscar precisión que hacer uso de la fuerza bruto aumentando el gasto. En esta entrada te cuento cuanto te deberías gastar en Facebook a diario.

Interacción con el anuncio

Una cosa que Facebook suele premiar (para variar) es el nivel de interacción con tu anuncio. Cuando más clics, Me gusta, comentarios, etc. tenga, menos coste tendrás. Tiene que ver con el alcance orgánico adicional que recibes de forma “gratuita”. Pero claro, para eso tienes que haberte gastado antes el dinero. Si quieres conocer de forma un poco más estructurada los 9 campos de interacción del usuario con tu contenido, puedes echarle un vistazo a este post.

Nivel de competencia

No es lo mismo hacer Facebook Ads en Estados Unidos que en España. El CPC en un sitio va a ser un múltiple. Al otro lado del charco (para los que vivimos en Europa) se paga mucho más que aquí por visita. Una razón importante para ello es el nivel de competencia que es mucho más elevado allá en comparación con tierras ibéricas.

Espero que con estas breves pistas ya te hayas hecho una idea rápida. Todo depende… Pero para no dejarte con una cifra concreta. Si te gastas 1 euro en Facebook al día puedes de media lograr 10 clics. Pero ojo, si estás muy por debajo no significa que estés haciendo las cosas mal. Tú probablemente tienes otro nicho, contexto, sector, etc. Así que no te vuelvas loco(a). Sigue haciendo pruebas y llegará un momento donde tendrás la pregunta sin necesidad de preguntar a nadie… ;)

En mi casi hubo un evento concreto que me abrió los ojos. En realidad fue una ponencia de Luis Martín Cabiedes donde explicó los criterios que el aplica para invertir en una empresa. Dijo algo parecido a esto.

gasolinaDerechos de foto de Adobe Stock

Antes de echar gasolina necesitas tener una máquina

“Cuando hayas descubierto la máquina donde metes 1 euro y sacas 2 puedes contactar conmigo.”

¿Todo claro, no? Bueno, me imagino que igual no del todo. La cuestión es.

¿Cómo construir esa máquina? Lo que necesitas es desarrollar un embudo de conversión. Te daré un ejemplo en caso que ofrezcas algún tipo de servicio o producto que se vende de forma presencial.

  • Para lograr una venta tienes que enviar 10 propuestas.
  • Para enviar 10 propuestas tienes que lograr 20 reuniones.
  • Para cerrar 20 reuniones tienes que hacer 50 llamadas.

Eso sería tu embudo de ventas. Si te sale rentable toda la cadena tienes que buscar formas de multiplicar las llamadas. Eso lo podrías conseguir contratando personas especializadas en esto.

Asegurarse que toda la gasolina llegue al motor

Cada negocio que se encuentra en fase de recibir más gasolina corre el riesgo de que no alcanzara el motor. Puede haber fricción, pérdida de calidad y/o eficiencia en los procesos, límite de mercado(s), etc.

Antes de ir a por todo escala el negocio poco a poco. No le eches toda la gasolina de golpe. Tienes que ir creando poco a poco la estructura que sea capaz de sostener el crecimiento de un motor que de repente tiene 100 caballos más.

Si no tienes una máquina y un motor que aguantes mayores velocidades no tiene sentido echarle más gasolina a tu negocio. Asegúrate de dar los primeros pasos bien antes de pensar en expandir tu negocio.